jueves, septiembre 20, 2012

Enemigo fiero


El asunto con el IVF sigue creando noticias. En la memoria de las cuentas anuales se informaba de la situación en la que estaba la deuda generada por el famoso préstamo de la CAM y el aval prestado por el citado Instituto Valenciano de Finanzas. Ayer, se informó del asunto en el diario Información. Recordemos que en julio de 2010 se obtuvo el aval por importe de 18 millones de euros. Con ese aval, se acudió a la CAM donde percibió el dinero del préstamo, no dirigiéndolo expresamente al cumplimiento íntegro de la deuda con las administraciones públicas(AEAT y TGSS,o sea, Hacienda y Seguridad Social), salvo un parte. El incumplimiento de varios pagos provocó que la entidad bancaria ejecutase el aval, lo que ha implicado que la entidad valenciana pagara poco más de 18 millones. En esa tesitura, el avalista puede ir contra el deudor como ha buscado el IVF, como ha intentado desde Valencia.En esa línea, el IVF ha preferido dirigir su mirada hacia Aligestión como indica el apartado 21 "Hechos posteriores" de la Memoria de las Cuentas Anuales del IVF:"Se ha procedido a demandar a una mercantil fiadora de la Entidad deudora por todos los importes abonados como consecuencia de la ejecución de dicho aval. Consideramos que hay garantía suficiente para poder recuperar dichos importes por lo que no consideramos necesaria la contabilización de una dotación adicional"  Ya fuera del tiempo de la redacción de la Memoria, Aligestión procedió a entrar en concurso de acreedores, igualmente, con lo que, en teoría, debería de haber procedido a realizar la citada dotación de la provisión ya que el cobro estaría también en solfa con Aligestión. Recientes informaciones apuntan al interés del IVF de proceder al embargo del estadio José Rico Pérez para satisfacerse de la importe que ha tenido que satisfacer, prácticamente, íntegro.

Un aspecto preocupante de este asunto es el perjuicio ocasionado a la entidad ante unas instituciones que, en determinados momentos preocupantes, la ha salvado de descensos administrativos por impagos; ha permitido que, para eso, RTVV pagase anticipadamente los derechos de retransmisión o se ha obtenido el dinero o el derecho a cobrarlo por contratos pasados pero también presentes con la Consellería de Turismo(la famosa "palmerita") o, en su momento, Terra Mítica cuando tenía el paraguas institucional. Grotesca fue la temporada 2010/11 y la anterior, cuando se quiso dar a entender, desde el club, que no haría falta el apoyo de la Generalitat Valenciana porque se obtendría dinero de otros patrocinadores...para, a mitad de temporada, volver a lucir esa palmera por 6 millones de euros. Ciertamente, aún no la habrá cobrado y, por eso, la han reclamado pero resulta chocante protestar cuando ha dejado que todos los contribuyentes de esta comunidad vean que el IVF ha tenido que pagar más de 18 millones de dinero público por un favor que la entidad ha despreciado: un favor de aliviarle las  grandes deudas que tenía y reestructurarlas con pagos hasta 2015. Asi, pues, el daño ocasionado bien puede provocar que la Generalitat Valenciana, hastiada del proceder de los dirigentes blanquiazules, acabe desentendiéndose de lamentos de aficionados herculanos cuando el dinero sea urgente para salvar un escollo que, en caso del Hércules C.F., tiende a ser habitual.

Apunte Una vez más, el entrenador Juan Carlos Mandiá acaba ganándose todos los billetes para recibir un ambiente bronco el próximo sábado. Cuando lo más sencillo y fácil es callarse, pedir perdón por no jugar a nada("hemos competido" me suena a expresión que suelta un entrenador de equipo que pierde una tras otra vez), el lucense tiende a creer en paranoias, en pensar que los aficionados no tenemos criterio y que actuamos influidos. Expresiones que amenazarán con otro ambiente turbulento para el próximo sábado.

No hay comentarios: