viernes, octubre 11, 2019

Andorra, otra piedra

Esta será la sexta temporada en la que FC Andorra coincida en segunda B con el Hércules, eso sí, en otro de los cuatro grupos. En la mayoría de ocasiones, el conjunto andorrano ha militado en un grupo norte con equipos aragoneses,vascos,riojano y navarros y, sólo al final, acabó jugando con equipos valencianos pero ya el Hércules CF estaba en categoría profesional. Curiosamente, a partir de la temporada 1993/94, ya estuvo enrolado en el grupo con equipos valencianos. De hecho, a pesar de las dos décadas por debajo de segunda B, el conjunto andorrano lleva una temporada más en la categoría que el conjunto blanquiazul, debutando en 1980 y terminando su periplo en 1998-más la temporada 1986/87 en tercera- hasta que ocurrió lo de este verano pasado. Eso sí, la cara que está ofreciendo el conjunto andorrano dista mucho del desastre de la temporada 1997/98, 7 puntos en toda la temporada y 102 goles en contra.



Este año pasó, como saben una cosa extraordinaria -no por positiva sino por histórica- ya que el conjunto andorrano, que habia ascendido a Tercera división en los terrenos de juego, logró en los despachos el ascenso a segunda B en una pugna con otros equipos(aunque legalmente, fue contra el Intercity ya que otros postulantes no dieron el salto final) y dio el salto. Con unas pocas incorporaciones, con la referencia en el ataque de Víctor Casadesús pero que, en varias posiciones, cuenta con cierta regularidad con los jugadores que ascendieron a tercera en junio(http://fcf.cat/acta/1819/futbol-11/primera-catalana/grup-2/2b/andorra-fc-a/1cat/viladecans-ud-a) y a los que no les ha dado vértigo el salto de dos categorías ni la derrota en la primera jornada de liga. Es un equipo que, por el momento, no ha dado la sensación de ser los ricachones del grupo y, sin embargo, han conseguido estar en la primera posición y luchando de tú a tú con un experimentado Villarreal CF “B”. Sin duda, una piedra de toque para el conjunto alicantino disputar un partido en un campo en el que se han dado dos victorias locales y un empate ante el conjunto minigroguet.



Un partido que será una prueba para ver si lo del domingo es un punto de inflexión o un espejismo. Ahí, entre las montañas, debe dar también imagen porque, cuando se está abajo, también hay que mostrar que hay fundamentos técnicos para salir del pozo y, si es posible, cuanto antes.



Apunte. Me llama la atención lo que ha deparado los comentarios de Roberto Carlos como si nadie supiera lo que suelen hacer los núcleos duros de las plantillas profesionales, ese status en el que te preguntas si es conveniente que “terminen esas tonterías” o “si funcionan y ganan, me tapo los ojos”. No era la bebida, otros técnicos tuvieron que negociar temas como las concentraciones en partidos de casa.

martes, octubre 08, 2019

En observación

La sanidad, al igual que otros conceptos abstractos de la vida, también genera expresiones que tambien valen en otros aspectos. “Estar en la UCI”, “subir a planta”,” estar en observación”,”encefalograma plano”, “está anestesiado” reflejan cambios de estado que, en principio, se refieren a enfermos en un hospital pero que, en otros campos, revelan que algo está mal, que ha mejorado o empeorado,etc. En el mundo del deporte, en el del fútbol como tratamos en este blog, es habitual usarlo cuando un equipo está en mala posición y los resultados lo “suben a planta” o lo meten en la UCI o, directamente, encefalograma plano para referirse a una situación de descenso matemático o virtual, aunque también se podría aplicar a una liquidación/disolución, pero la situación ya es más dura y no está para estas imágenes.

Todo viene a cuento del estado de euforia tras el 4-1 ante el FC Barcelona B, un espectáculo deportivo durante 90 minutos. Un equipo vicecolista, con un punto de dieciocho, se enfrentaba a un rival que había creado estragos en varios desplazamientos al estadio José Rico Pérez pero el otro día se vio otra cosa. Algunos se vinieron muy arriba y ya daban casi por hecho el play-off de ascenso; otros aplacaron los excesos de euforia poco después.

A mi parecer, el partido fue bueno-¡¡cómo para decir que no!!-pero el enfermo seguirá en UCI y “subirá a planta” cuando salga de puestos de descenso. Los equipos de abajo, a veces, ganan y ese es el peligro que pueda verse en la victoria. En principio, el “chute” emocional de la victoria servirá para afrontar el partido ante el líder, FC Andorra, en tierras pirenaicas con confianza pero, a partir del primer segundo, deberá luchar y mostrar idénticas cualidades que hace 48 horas. Personalmente, pienso que hubo cosas positivas como la ayuda de la suerte en momentos puntuales que van desde los goles en momentos oportunos y que culmina en el 3-1, cuatro minutos después del gol del conjunto catalán que amenazaba con hacer peligrar la victoria. Además, con 3-1, Falcón evitó el 3-2 en una jugada peligrosa. De hecho, en la primera parte hay un despeje de un central blanquiazul que acaba en saque de esquina pero pudo haber sido gol porque estuvo cerca de materializarse-al menos, desde mi ubicación- en función de la negra inercia que llevaba el equipo. Siendo agresivos en la presión, se vieron premiados en sus jugadas de ataque. Sin embargo, excesivo me parece que se le esté tildando de gran partido y “no se recuerda uno mejor en esta etapa de segunda B”, creo que se tiende a ver algo grande en función del marcador.


Apunte Y lo que viene “de arriba” no pinta bien. Si hace tres temporadas(2016/17) descendieron Elche CF y RCD Mallorca B a segunda B, este año apunta a debacle gorda de Málaga CF y RCDeportivo de la Coruña. Aún quedan muchas jornadas, es obvio, pero ver a dos equipos que jugaron promoción de ascenso a primera tan abajo, sorprende.

viernes, octubre 04, 2019

Decisiones retransmitidas

Salvo alguna que otra serie dedicada a ciertos centrales de fútbol, me encantan las series de Amazon Prime dedicadas a este deporte. Hace unos meses, con cierto retraso-hasta que permitieron emitir a través de Chromecast- pude disfrutar de una serie muy buena como era “Seis sueños”, donde seguían de forma entrelazada las trayectorias de Iñaki Williams, Saúl Ñíguez, Eduardo Berizzo, Andrés Guardado, Quique Cárcel(director deportivo del Girona CF) y Amaia Gorostiza(presidenta del SD Eibar) y que tuvo, obviamente, un montón de “secundarios” como Mendilíbar, Quique Setién,Joaquín,etc. Fueron seis episodios que se desarrollaron a lo largo de la temporada 2017/18 aunque se emitieran poco después.

Ahora mismo estoy viendo la serie de ocho episodios sobre el sueño de la Sociedad Deportiva Huesca, muy brillante. Trata al mismo nivel de “metraje” tanto al presidente Agustín Lasaosa, al cuerpo técnico, a los jugadores, etc. Todo ello trufado con los partidos disputados a lo largo de la 2018/19. Una serie que dejaba frases como la de Lasaosa que hablaba de paciencia y, al minuto siguiente, ver cómo decía “nunca quise a Leo Franco como entrenador”, lo que no gustará al técnico argentino. Ver como “Petón”, consejero del equipo oscense, pensaba en el técnico Peter Bosz y el director deportivo iba más a lo lógico de Francisco. Me quedan unos episodios más pero los dos primeros son bastante interesantes porque no dejan el lado humano de conocer a los jugadores.

Ello me hace recordar el “puntazo”, incluso en nuestra contra, de lo que hubiera sido una serie así de Amazon para la trayectoria del Hércules en aquella temporada 2010/11, con su inicio, la victoria en el Camp Nou, los episodios de Drenthe que culminaron en su “espantá” de enero, las quejas por Fontcalent, las victorias que no daban para pensar en el descenso, el declive, la destitución de Esteban Vigo - lo que habría pagado por una cámara el día que cesaron al malacitano- o las disputas entre Djukic y Drenthe. Habría valido la pena, aparte de una supuesta teatralización porque no se actúa lo mismo con cámaras o sin cámaras.

O esta temporada con una cámara grabando esa reunión entre Portillo y Planagumà, o escuchar a Enrique Ortiz decir “hombre, teniendo en cuenta los dos años que tuvimos antes y un entrenador que nos lleva hasta el final, quizás merece seguir”. O ver cómo Planagumà dice que se queda pero si Jona no está, mejor. Aunque también es cierto que está más cerca de Caos FC, el programa que emitió con Michael Robinson y Raúl Ruiz.


Apunte. Me preocupa una de las imágenes que han salido en el perfil del propietario del UD Almería, Turki Alalshikh-dicho sea de paso, ninguna cuenta del club se ha visto implicada- en el que se veía a una mujer toda cubierta al estilo árabe con una camiseta rojiblanca. Una imagen que deja un mal sabor de boca en un país en el que hay una libertad muy clara y evidente.

martes, octubre 01, 2019

Una mala broma


El fútbol tiene mucho matices y uno de ellos linda con el juego que se desarrolla cuando las cosas no van bien. Hay una sensación que el equipo que está abajo juega mal, tiene una defensa mala,la delantera no acierta y las decisiones arbitrales no ayudan(ojo, independientemente que sea un acierto del colegiado). En mi recuerdo siempre tengo aquel Hércules-Cádiz de la temporada 2007/08, cuando el equipo andaluz bajaba a segunda B a pesar de tres balones a la madera, del penalty fallado por Abraham Paz. Si el equipo amarillo jugara por el ascenso, el resultado fácilmente habría sido 1-4 pero el equipo bajó porque falló en su único desliz en defensa y eso sirvió para el empate blanquiazul. Pero no es el único ejemplo de un fútbol que no es malo, es que no le acompaña lo demás.

Viendo el comienzo infame de esta temporada me acuerdo de un 1990* infame que empezó con el 0-2 del Gandía CF en la jornada 18 de la temporada 1989/90) y que culminó en un Hércules CF-C.d'E.Hospitalet en noviembre de 1990, finalizado con un 1-1 que supuso el cese de José Victor. Jornada 11, dos victorias, cuatro empates y cinco derrotas y la mítica puntuación de 8 puntos “y 4 negativos” de antaño y 16º puesto. En ese partido, el equipo blanquiazul empató a uno en un partido que tuvo tres penas máximas: dos a favor del Hércules, fallidos, y uno en contra, materializado. Supongo que el presidente Manolo Albarracín decidió que era la gota que colmó el vaso y que era preciso cambiar las tornas. A pesar de un partido en Torrent con Humberto Núñez, la contratación del nuevo entrenador Vicente Carlos Campillo tuvo un efecto inmediato y el equipo empezó a ir escalando desde el puesto 17º hasta el 8º a final de primera vuelta. De hecho, la temporada 1990/91 ha sido la única en la que se fue líder en la segunda vuelta, jornada 37ª(tres derrotas en 25 partidos), aunque todos sabemos que nada vale cuando se pierde 0-3 en la última jornada y pasó del 1º al 5º. Pero creo que nadie se imaginaba en noviembre que habría un partido con 24.000 espectadores para entrar en promoción de ascenso.


Yo no creo que el equipo de Jesús Muñoz(u otro más, porque nunca se sabe) vaya a bajar pero también hemos visto a colosos como Atlético de Madrid, Sevilla o Valencia CF bajar. La temporada se tuerce hasta que se produce el descenso y nada vale tener al máximo goleador. Por ello, es fundamental encontrarse a sí mismo, buscar lo sencillo e intentar sacarlo con mucho trabajo. El problema de estar abajo es que todo va cuesta arriba, se sufre para ganar, marcar goles y, a su vez, ve que recibir goles es más fácil de lo normal, decisiones erróneas de jugadores como flanes. Lo vimos en Llagostera: un gol de Carlos Martínez y, en la siguiente jugada, el empate con un penalty, como mucho, riguroso. Todo en contra, es una lucha contra el viento. También creo que cuando lleguen dos buenos resultados, el equipo comenzará a creer y lo demás vendrá rodado aunque tampoco voy más allá de la salvación.

Apunte. A pesar del primer puesto del FC Andorra, creo que el verdadero equipo revelación es el vecino CF La Nucía, del que me esperaba una temporada algo más sufrida:6º,11 puntos, rocoso atrás y quizás con poco gol.

---------------------------------------------
* El año 1990, como natural, será posiblemente uno de los peores años: 10 victorias, 15 empates y 14 derrotas, 21 partidos de la temporada 1989/90 y 18 de la siguiente. Todo,porque en la segunda vuelta de la mencionada temporada 1989/90 tuvo dos victorias(3-0 al Eldense,3-1 al Sporting Mahonés) y se vivió de rentas de una primera vuelta muy buena hasta que se torció al final. Cerca está el año 2003 con 10 victorias, 17 empates y 12 derrotas.

viernes, septiembre 27, 2019

Desde atrás

Cuando se produce una hecatombe deportiva como la que le ha ocurrido al Hércules CF(1 punto de 15, cuatro derrotas consecutivas y dolorosas) suele producirse habitualmente un cambio de entrenador-en algunos casos, doloroso- y que el nuevo decida darle 180º a una trayectoria que amenaza desastre.



Las derrotas que se vinieron sucediendo desde la segunda jornada-no nos olvidemos, se pudo poner dos goles por delante ante el Villarreal B y se acabó perdiendo- han ido talando el árbol de un entrenador que había conseguido un logro mayor que el de otros anteriores(dos años sin promoción y la pasada hasta la final contra la SD Ponferradina) pero se ha ido larvando un mal ambiente desde entonces y que ha acabado con una muy discreta pretemporada y un comienzo triste. Reconocí, tras la derrota con el conjunto arlequinado, que no había ya más vidas, que habían ganado los que quisieron crear desde junio un ambiente turbio, difícil de digerir, casi deseoso de finiquitar cuanto antes con Planagumà. Lo que sí me ha enseñado este verano es que no quiero escuchar más la palabra “proyecto”, “paciencia” ni más patochadas varias: ¿se quiere “sangre”?, así sea. Ascenso o “muerte” deportiva del entrenador “x” en Alicante. Cuando se vive en la fina raya del éxito y el “fracaso” suele pasar eso, que no se perdona nada, ni siquiera en técnicos que sí merecían algo más. Klopp hubiera sido cesado en Alicante si el Hércules hubiera perdido una final como la del Liverpool en 2018(3-0), no habría ganado la de 2019 porque aquí es blanco o negro. Lo dicho, no me hablen de “paciencia”. Un machaconeo constante en verano, también de lunes a sábado acaba generando una situación como la vivida en estas cinco jornadas. No quiero entrar en si los jugadores hicieron la cama al entrenador, aunque hay lances que me apuntan que sí. Lo que sí es cierto es que se han metido en un buen berenjenal que cuesta el doble salir(generalmente, porque son equipos que tampoco tienen la suerte de su mano en momentos puntuales a lo largo del partido).



Ahora llega un nuevo técnico. Por el momento, observaré sus primeros partidos porque, afortunadamente, para él no hay una historia reciente como sí tenía Pedro Munitis, un técnico con cuatro “Ponferradinas” en su única temporada con play-off(Reus, derrotas 0-3/1-0 y Cádiz, derrotas 1-0 y 0-1, es decir 360' sin marcar) porque, claro, ahora todo se va a juzgar en cuestión de cuántas “Ponferradinas” tenga un entrenador.



Para empezar, eso sí, deberá preparar un equipo que funcione desde atrás hacia adelante, parando la sangría que tiene el equipo(nueve goles en cinco partidos), además en un campo complicado por ser césped artificial. Ya veremos qué planteamiento prepara para el primero de los partidos para revertir una situación que, visto como están los ánimos, debe hacerlo pronto para evitar un drama de temporada. Y como la paciencia flojee con dos-tres malos resultados, supongo que se volverá a criticar al entrenador como se ha hecho con el anterior.



Apunte. Salió el otro día una noticia sobre el jeque del Almería y que quiso comprar el Hércules CF pero que no prosperó. Intrascendente. Se sabía que no iba a vender, por lo tanto, sería innecesario mencionar una noticia que no iba a aportar nada. Ratifica que se desaprovechó un momento importante como fue la subasta para cambiar algo.

lunes, septiembre 23, 2019

Arenas movedizas

Quizás, la imagen que recuerden del cine es la de ese personaje que empieza a ver que el suelo empieza a atraparlo y succionarlo mientras hace intentos de salir, bastante infructuosos. Así fluía la mente tras salir escopetado tras el 1-3. Sí, como muchos que acabaron hasta las narices de un penoso espectáculo de un equipo apañadito y afortunado por los dos regalos de la primera parte. Es difícil encontrar un comienzo tras penoso de esa manera. Ya ni siquiera por delante como el día del Prat o el día del Villarreal CF “B”- nueve minutos de 450 disputados* ha estado con marcador a favor-, a remolque en la mayoría de ocasiones y con un estado de ánimo desolador que culminó con el 1-2 del Orihuela en una contra de manual, a partir de un saque de esquina horroroso por parte de los locales. Un desastre al que se suma una plantilla que, aún no se sabe, si le tenía ganas al entrenador anterior y que se ha metido en un berenjenal de los que son difíciles de salir. El año pasado, el CD Castellón logró salvarse en el minuto final de la jornada 38. Una situación en la que todo te sale mal y el rival lo tiene fácil para machacar sin esforzarse. Ahora se tiene que ir a lo sencillo pero, a su vez, a lo trabajado de verdad. No es época de jugadas sin sentido y hay que tener las ideas claras. Ese debe ser, además del psicológico, el trabajo del nuevo entrenador. Convertir un equipo desangelado, desmotivado al que no le sale nada en un equipo serio. Aunque tampoco nos extrañemos unos primeros partidos de buscar la seguridad desde atrás y buscar evitar la sangría habitual.

Lo peor de ayer fue la sensación que, cualquier equipo bien armado, te puede hacer daño. No quiero quitar méritos al conjunto oriolano pero si ya nos hizo daño con pocas complicaciones, no quiero pensar un rival con más cualidades. Se apostó por un equipo más normal con Fran Miranda y Diego Benito en el centro del campo pero el equipo se descosió por las bandas con Álvaro ejerciendo de lateral derecho-tercera opción tras el lesionado Felipe y el canterano Olmedo- y Rulo de lateral izquierdo, desacertado. Penalty sencillo en el 0-1 que ejecutó Chechu pero lo peor, sin duda, es el saque de esquina que originó el 1-2 que finiquitó el encuentro-al menos en mi ánimo- porque no es de recibo tirar un partido en una jugada así, que tanto había costado empatar. En la segunda parte fue un quiero y no puedo constante, con acumulación infructosa de delanteros que acababan estorbándose para rematar y un espacio amplio detrás en el que llegó el 1-3, pero que pudo haber sido antes. Hay flanes más quietos que los jugadores del equipo blanquiazul con una excepción: los jugadores que estaban calentando en la banda y que el entrenador vio que estaban casi parados y les tuvo que poner las pilas de malas maneras. Porque eran jugadores que tenían que salir, pero que, en otras circunstancias, habrían sido relevados por otros tres a calentar.

De las próximas semanas depende el devenir del equipo que, ayer, dejó unos nubarrones negros muy desoladores tras ver que un rival te arrollaba en la segunda parte sin dificultad. El problema es que ahora hay que salir puntuando-por no decir ganando- en el próximo desplazamiento porque, después, vendrá un FC Barcelona B y luego ir a Andorra ante el equipo revelación. Ese punto puede ser una losa si no se saca algo importante en tierras gerundenses y encontrarse con dos rivales que pueden laminar mucho el ánimo desolado.


Apunte. Mirando en temporadas anteriores, hace dos años sumaba un punto el CF Peralada y acabó noveno, al igual que el CD San Fernando. De catorce antecedentes desde la 2014/15, cinco bajaron a tercera, dos jugaron el play-out y los otros siete se mantuvieron con más o menos dificultad.

lunes, septiembre 16, 2019

Herculanos Civil War


Al día, y momento de escribir este artículo, se ha hecho oficial la destitución de Lluis Planagumà como entrenador del Hércules.


La verdad, es que podría haber llamado este artículo de muchas maneras, y haber tratado muchos temas. Lo podría haber llamado “El escorpión y la rana”, por esa tendencia autodestructiva, que se prolonga, y repite en el tiempo, y que no afecta a una sola directiva, que tiene el club, de negarse algo de estabilidad, ya sea institucional, deportiva, o ambas al mismo tiempo. Pero ese artículo, me temo que ya lo he escrito más de una vez. También lo pude llamar “La Conjura de Catilina”, porque el mero hecho de no haber conseguido el ascenso frente a la Ponferradina, aunque decepcionante, no justifica la reacción furibunda, e incluso visceral, de parte del “entorno”, ante este hecho;  ni la bajada de rendimiento, que tuvo su punto álgido, el pasado domingo frente al Sabadell, de una plantilla que al 80%, es prácticamente la misma, que la que quedó segunda la temporada pasada…y que haya una dirección “bicéfala”, cada una con sus intereses, tampoco ayuda mucho a serenar esos pensamientos…tampoco tengo la sensación de estar escribiendo nada nuevo.


Así que ahora que están de moda esos culebrones (porque son culebrones), de superhéroes, cada vez que me meto en un berenjenal, por esos “twitters” de Dios, me viene a la mente el rifi rafe, que tuvo Batman con Superman; o ya el lío monumental de Los Vengadores, que de repente, te los ves luchando todos contra todos, y no sabes muy bien el porqué, ya que se supone que todos buscan la paz y la justicia y bla bla bla.. con la única diferencia de que cada uno lo hace a su manera.


Alguien dijo, que de todas las cosas que no tienen importancia, el fútbol es lo más importante, y puede que sea verdad, porque partiendo de la idea (algo ingenua, lo sé), de que todos los Herculanos, queremos lo mejor para el club, parece una cuestión personal (porque se llega al insulto personal) que tal entrenador no siga; o que tal entrenador coja el mando. No lo entiendo. Cada persona tiene su visión del fútbol y de una situación, y no por ello se es cómplice de nada, ni “primo” de nadie. Y aquí estamos todos contra todos, cuando se supone (algo ingenua, lo sé) que queremos es lo mejor para el club.


Y, ahora , voy a dedicar unas líneas a todo lo acontecido.


Creo que, una vez, que la mano de Bruselas, se ha abierto para dejarnos respirar, hemos perdido una ocasión única, para hacer un proyecto a uno, dos, o los años que hicieran falta, para subir, y perdurar en la élite. Porque para permanecer en el fútbol profesional,  hay que tener una estructura, que se apoye sobre bases sólidas y estables, y por eso, este club, mientras no solucione eso, podrá subir, pero nunca perdurar en una categoría profesional. En el Hércules, pueden más los egos, que la entidad. Igual Planagumà ya sabía esto de antemano, y erró renovando,  a pesar de que el haber llegado a la final del Playoff, le avalaba para seguir. Su proyecto nació inviable desde el principio, y sus desavenencias con Portillo, ya ocupaban las páginas de los diarios locales, durante el transcurso del verano, pero es lo que tiene tener el apoyo de papá; aunque tengas la guillotina de mamá preparada, y casi con el sustituto preparado, que a veces te sientes capaz de librar una batalla, que no sabes si vas a poder ganar.


 La brecha que se ha abierto, no es sólo deportiva ; sino social, y la lectura que se va a hacer del que venga después de Planagumà ; y del que venga después, del que venga después de Planagumà, porque esto, ni mucho menos ha terminado, dudo mucho que se pueda hacer desde el plano estrictamente deportivo. Y mientras los Herculanos, seguiremos unos contra otros (quizás en otro tiempo fue así, pero siempre he pensado que lo de “Todos juntos y en armonía”, del himno, era una broma del letrista), mientras en nuestra inconsciencia, le hacemos el juego a esa “Hydra” que dirige el club. Macho Hércules

Condenado

El entrenador Lluis Planagumà tiene las horas contadas, es una evidencia que se palpa con claridad evidente.Sus decisiones han sido, cada vez, más contraproducentes acabando a un delirio monumental de planteamientos. Lo que eran errores de decisión pequeños durante la temporada pasada se han convertido casi en groseros en este año. Si hace unos meses indicaba que había un Planagumà con marcador a favor(casi “cromo por cromo” en los cambios) y algo diferente con el marcador en contra(aunque es lógico cambiar planteamientos perdiendo, no eran tan exagerados), esta temporada ha sido desquiciante de principio a fin. Cambios de planteamientos sin ton ni son, un mediocentro cambiante-aunque irónicamente, los mejores 45' se han disputado con Yeray, Benito y Alvarado-, decisiones extravagantes cuyo derrame llegó ayer con el desmonte de la defensa y centro del campo para meter pólvora mojada en ataque. O lo más sangrante, sacar a calentar a los tres jugadores de rigor...tras encajar el 0-1 y no al comienzo de la segunda parte.



Reconozco que, sin ser un entrenador que me encantaba, asumía alguna de sus cualidades: si lo miran, la temporada pasada era poco de “señalar” a los jugadores, siendo pocos los cambios si lo hacía mal(a ver, me refiero a un cambio justo después de un fallo grosero), de no cambiar en el descanso o hacerlo casi en el minuto 70. Es cierto que se equivocó en no ver la evolución de la segunda parte ante la Ponferradina pero se le crucificó por parte de algunos aficionados. Lo puedo llegar a entender:cada aficionado tiene un entrenador adentro, tiene sus gustos futbolísticos y el que está en el banquillo “le puede entrar o no”.Sin embargo, a lo que se ha asistido desde junio, desde el pitido final de Ponferrada, ha sido un aquelarre que no me deja dudas sobre lo que pasará con el nuevo entrenador. Como se dice, “si jugamos a ésto, jugamos todos”.



Se ha logrado crear un ambiente desagradable y ya los resultados han terminado de complicar el tema. Si el empate a última hora del Prat hizo daño, lo que pasó el día del Villarreal “B” cuando la ventaja en el marcador(1-0 y fallo de Jona para el 2-0) mutó en 1-2 y una sensación de baño mayor que la del día de la Ponferradina. Ahí empezó a no gustarme como iba el tema del nuevo Planagumà con sus desmontes tácticos. Del día del At. Levante no hablo porque me pillo en Albacete y, por tanto, ni ver ni escuchar el partido pero, vía resúmenes, percibí una misma línea a la que también se añadía la mala suerte en determinados momentos. Por último, ayer. Un partido malo de principio a fin y que tuvo como culminación una decisión final de mucha delantera y ninguna defensa: mucha delantera se estorbaba, poca defensa te aseguraba una contra letal para finiquitar el partido. Será por la edad, pero cada vez me gustan menos los cambios “tribuneros” de quitar a un defensa para poner a un delantero. Si antaño me parecía bendita locura, ahora es una decisión con más desventajas que ventajas.



El tiempo dirá lo que sucederá esta temporada pero el ambiente está cargado aún y lo seguirá estando durante un tiempo. Aunque el entrenador se ha acabado ganando el cese, lo cierto es que el ambiente ha sido irrespirable desde el primer minuto del 1 de julio de 2019 y seguirá así durante más tiempo. La paciencia es un bien que es muy bonito cuando se menciona pero inexistente y, a veces, puede ser hasta conflictivo cuando se ve que otros no lo tienen. Mal asunto.



Apunte. Ya destituido, suena Pedro Munitis. El entrenador cuyo mayor mérito fue ser primero porque se desfondó el Racing de Ferrol, que logró la gesta de no marcar en ninguno de los cuatro partidos de promoción-no es perderlos, es no marcar un gol-, una temporada discreta en Ponferrada y una victoria en el UCAM Murcia...en siete partidos. Si por un mal planteamiento crucificaron a Planagumà la temporada pasada...

lunes, septiembre 09, 2019

Mirando hacia arriba

Durante 48 horas estamos asistiendo a un volumen ingente de datos estadísticos tras sumar un punto de nueve posibles. Ocho puntos que nos distancian ya de un Villarreal CF “B” pero, a día de hoy, lo importante es empezar a sumar tras tres partidos en el que la suerte, compañera de hace doce meses, desapareció para que el equipo perdiera dos puntos en Prat de Llobregat, ver como el filial “mini-groguet” remontara y que en Buñol se perdiera desde el inicio.

Mirando a las temporadas de segunda B, es evidente que es la peor marca de todas las ediciones ligueras, siendo cercanas las de Felipe Miñambres(2002/03, 2 empates, una derrota) Miquel Corominas(2000/01) y Tevenet(2016/17), ambos con tres puntos. La primera temporada, por abajo, que acabó en posterior promoción está en 4 puntos(2014/15 y 2015/16). A nivel de otras categorías, queda el recuerdo del comienzo de la turbulenta temporada 2012/13 con tres derrotas(Lugo,Elche,Alcorcón) como el último peor inicio de los últimos años.

Mirando hacia arriba es la única opción que queda al equipo de cara a los dos duelos en casa, comenzando por un C.d'E. Sabadell que, irónicamente, sí fue capaz de remontar en Buñol el 1-0 de Monterde en el minuto 8, con goles en el minuto 29' y 84'; después, llegará el equipo de “Chechu” Flores en la jornada quinta. No sabremos ahí el estado de la grada local ese día.
Mirando hacia arriba para empezar a encauzar el camino y no enredarse en un peligroso círculo en el que algunos equipos acaban metiéndose creyendo que saldrían adelante con el paso de las jornadas. En la jornada 3ª hay equipos que “sorprenden” ahí abajo empezando por el conjunto blanquiazul, el Burgos CF(tres empates), el UD Logroñés(2 puntos), el Nàstic(1 punto como el Hércules) o el Real Murcia, colista en su grupo IV.

Como caso muy extremo, en la temporada 1990/91, el equipo llevaba en su casillero ocho puntos(10, según tres puntos por victoria) en la jornada 11ª(2v-4e-5d 12gf-11gc). Es cierto que el técnico de esa temporada fue cesado en esa jornada y se contrató a Vicente Carlos Campillo. El equipo remontó hasta alcanzar puesto de promoción en la jornada 26ª y el liderato en la jornada 37ª. Ya saben lo que sucedió en esa maldita última jornada, el “Cartagenazo” y el equipo se quedó fuera del primer play-off que existía en segunda B de acceso a Segunda.

El domingo próximo se asistirá a un partido complicado, más por el entorno que por el rival. Si no se gana, me imagino que tendremos una semana muy dura.

Apunte. Al igual que es llamativa una cosa, también lo es ver determinados primeros actuales como el Peña Deportiva Santa Eulalia en el Grupo I, la Real Sociedad B en el Grupo II o el CD San Fernando en el grupo IV. Aunque soñar es gratis, tampoco nos olvidemos de antecedentes como el UB Conquense que parecía ser revelación y acabó descendiendo a tercera.

lunes, septiembre 02, 2019

Dos partidos, misma historia

Dos partidos han sido suficientes para crear un ambiente turbio que ya se percibía en la pretemporada, pobre de por sí. Dos partidos que se resolvieron casi en la misma línea: se pone por delante el conjunto blanquiazul(0-1, gol de Benja en Prat; 1-0, gol de Yeray ayer) y desaprovecha la ventaja de forma fácil, vía despiste). En el debut, se perdieron dos puntos en los últimos momentos y ayer ya se puso todo en contra tras la pena máxima. Un punto de seis, lejos del pleno de la temporada pasada cuando todo venia junto: el 2-1 de Juli en el debut y el 1-2 de Nieto ante el Villarreal B, en tierras castellonenses. El último antecedente de una situación como ésta ocurrió en la temporada 2014/15, cuando el Hércules CF perdió en Elda en el debut y empató a uno con el C.F.Huracán en el estadio José Rico Pérez. Pero lo que está claro es que el partido en Buñol será clave para remontar o confirmar un año complicado.

De hecho, ayer como en Prat de Llobregat, hubo cosas positivas para lograr una victoria algo más amplia...pero, obviamente, se queda en la mente el despiste que supuso el 1-1 de Putxi y, sobre todo, la segunda parte de ayer que fue abrumadoramente “visitante”, fácilmente pudo haber logrado un resultado como logró hace cuatro temporadas(un 0-4 bajo la lluvia ante el equipo de Manolo Herrero).

La pena es que el planteamiento parecía acertado con el trivote, que logró retener al conjunto “groguet” atrás. También se generó ocasiones hasta el punto de casi plasmar un 2-0 que podría haber sido decisivo pero Jona mandó el centro fuera. Al minuto siguiente llegó el 1-1 en un penalty tan justo como riguroso. Justo como la situación que se daba(esférico en el brazo del defensa, dentro del área grande), riguroso porque la jugada me pareció poco “punible”. La ejecución del penalty, eso sí, fue dura porque vino el gol tras un rechace, con cierta pasividad defensiva... pero también ese esférico estampado en el poste pudo haberse desviado a otra ubicación. La suerte, aunque no deseable a estas alturas de competición y sí en junio, fue traicionera en ese minuto clave.

En la segunda parte, se perdió el encuentro tras el cambio. Jona y Benja no son compatibles, dos nueves que se estorbaron más que ayudaron. Quizás era necesario cambios de frescura(Fran por Yeray, Benja por Jona) que desestabilizar un sistema que, al final, acabó partiendo al equipo y el conjunto mini “groguet” desaprovechando ocasiones de forma tal que permitió unos minutos de empuje local pero, sin ánimo de remontada aunque Falcón subiera dos veces a remontar. El trivote tenía sus cosas buenas si se plasma bien, cerca del área grande rival y juntándose sin balón(cuando se podía) como en su día se formaba el 4-1(Fran o Yeray)-4(Diego y Alvarado)-1. Quizás sería un error de diagnóstico pero creo que el equipo se perdió en el terreno de juego tras la marcha de Yeray, poco fino en el juego pero creando más peligro que otros compañeros. La última media hora fue de suplicio vio que el resultado pudo haber sido de escándalo.

Queda una semana para jugar ante el equipo dependiente del Levante UD, una semana complicada porque es conveniente ganar para restañar heridas y creer en algo más.

Apunte. Espectacular inicio del equipo “B” del Hércules, que parece que va en serio en lo de mantenerse en tercera y no en “disfrutar” de la categoría como allá por 2003. Otro estreno estelar está siendo el del equipo de la vecina ciudad de La Nucía.

martes, agosto 20, 2019

Pretensiones deportivas

Lo dijo el entrenador en rueda de prensa-según audios- sobre la intención de ser primeros en la próxima temporada. Una idea que lleva el equipo buscando pero que nunca ha logrado en dieciséis temporadas, siendo segundo en dos años como mayor logro. Es una idea plausible porque esa posición permitiría una eliminatoria directa por el ascenso y, en caso de fallar, repesca en segunda ronda donde el ascenso, eso sí, ya no está tan claro(en eliminatorias largas fueron 8 ascensos de segundos, 7 de respescados, 5 de terceros y 2 de cuartos, es decir 7 de 22 ascensos). No voy a negar que, en general, el 66% de los primeros obtengan el billete del ascenso(22 por eliminatoria directa, 7 repescados entre 44 ascendidos) es una ventaja que no se pueda desdeñar.

Sin embargo, como decía, la historia está ahí y el Hércules CF no ha quedado nunca campeón. Tuvo “momentos” como la parte de la primera vuelta en la 1989/90, una jornada en la temporada 1990/91(en la penúltima, antes del “desastre”), media vuelta de la temporada 1999/2000, escasas tres jornadas con “Pacheta”(2014/15), la inagural con Tevenet(2016/17) y la temporada pasada en tres fases pero todas en la primera vuelta. Es decir, de cerca de 608 jornadas disputadas, el equipo habría sido líder en 41, muy mayoritariamente en la primera vuelta. Es un equipo al que le cuesta horrores mantener una regularidad en esta categoría.

¿Se puede ser primero? Por supuesto, la historia únicamente es pasado pero hay cosas que pesan como el hecho que algunos de sus rivales sí sabe lo que es quedar campeón de grupo(FC Barcelona B, Nàstic de Tarragona, Sabadell,Llagostera) y el conjunto blanquiazul únicamente fue 1º una vez en la segunda vuelta y eso es de hace veintiocho años.

Un objetivo a largo plazo, el ser primero, se obtiene siendo, como casi siempre, el equipo que más victorias obtenga a lo largo de competición, más goles que el rival, más ocasiones para lograrlos. Un objetivo a largo plazo al que le daría importancia en el terreno físico, ya que el momento de la verdad se juega en mayo-junio. Durante las últimas temporadas se ha podido ver que, en la jornada diez, más de la mitad de los equipos que jugaron en mayo-junio ya estaban en posición de promoción.

Se decía en esa rueda de prensa algo que es desacertado: “la plaza de primero no se decide hasta el final”. En cierto sentido, es correcto pero, aunque “no subes en agosto”, la realidad es que se tiene que ir perfilando el primer puesto partido a partido, victoria a victoria. Si los grandes éxitos se logran día a día y ante los rivales de calidad, también puedes perder el paso en campos pequeños y ante rivales menores. De hecho, la temporada pasada fue atípica porque tuvieron buenos resultados ante los de arriba pero se flojeó ante los de abajo y ahí se perdió el primer puesto.

Apunte Camino del primer partido y ya hay bajas importantes en el ataque. En ese partido en Prat del Llobregat habrá que tener una imaginación abrumadora para el ataque. Por otro lado, interesado ante la evolución de Alvarado. El año pasado no sabría percibir su posición en el terreno de juego pero el sábado demostró más condición de "8" que de "6".