domingo, enero 24, 2010

Tarde pero suficiente

No llegaba el momento hasta que un testarazo de Tiago Gomes en una falta lateral lanzada por Farinós entraba en las redes de la portería defendida por Otermin. Era el minuto 72 y Portillo estaba ya preparado para salir, muy seguramente por el portugués. Ese gol tuvo un efecto inmediato pues el delantero tenía que esperar a salir en otro partido mientras el beneficiado era un Jorge Alonso que ratifica, una vez más,que lo que más le beneficia para su juego es el marcador a favor pues estuvo mejor que en otras ocasiones. Hasta ese momento, el partido iba por unos derroteros que hacían indicar que el gol, de llegar, lo haría en jugada a balón parado porque las incursiones en banda eran paradas por linieres que levantaban el brazo con una facilidad pasmosa. De una de esas jugadas, se anuló en la primera parte el 1-0 en un centro de Sendoa que, para las pocas veces que pudo superar a su par defensivo, veía que el linier de preferente levantaba el banderín como en la jugada del gol en el que se metió dentro del área grande y centraba a Delibasic que sólo empujaba el balón hasta la red. Otro banderín anuló otro gol si bien era más factible la posición de off-side del balcánico. Eso sí, la doble D colaboró con sendas tarjetas amarillas a que el relevo en la delantera llegue pronto. La de Danciu siendo justa, por derribo a un rival, fue posterior a un corte que realiza el propio colegiado por mal posicionamiento y que hace que el esférico caiga en botas irundarras mientras Delibasic logra que buena parte de sus tarjetas lleguen por hechos como celebrar un gol o, como ayer, disparar cuando el colegiado había pitado fuera de juego.

Aparte de eso, el partido fue difícil porque el Real Unión de Irún jugó con más ambición de la esperada-muchos daban por hecho que iban a por el empate pero mostraron intención ofensiva- y con una ventaja primordial: no tenían nada que perder pues sabían que la derrota era factible en un campo donde sólo el Real Murcia ha tenido la suerte de sumar un punto. En esa tesitura, el jugador se libera y busca realizar su juego con un plus de motivación de poder sacar puntos en Alicante. Personalmente, el equipo vasco me dejó buenas sensaciones pero lleva camino de 2ªB porque no tiene gol, porque uno de sus "nueves" estaba K.O.(Maric, lesión muscular) o en el banquillo(Goikoetxea) y porque Abasolo salió cuando faltaba un cuarto de hora. El partido no fue bueno pero se ganó y eso importa lo suyo. Otro aspecto positivo es que no se encajó gol a pesar de que la defensa no estaba ayer como acostumbra en otros partidos, como si la sombra de Vallecas pesase en los jugadores, no se conseguía salir con facilidad desde la defensa y, en algunas ocasiones, entre la zaga y Calatayud hubieron imprecisiones. Sin embargo, mantener ese cero en el casillero ayudará a que salgan con más confianza pero sin salir confiados en exceso. Ayer, el Real Unión esperaba el error y tuvo sus ocasiones, destacando la falta al borde del área y que salió alta por el rebote en la barrera.

La victoria cierra una primera vuelta impresionante pero que tendrá su reflejo el próximo martes cuando publique un artículo en el que muestre los números que nos han conducido a esos 43 puntos y una ventaja considerable respecto al cuarto, o quinto si nadie desbanca al Villarreal B a lo largo de la tarde.

Apunte Esta tarde será más relajada escuchando el carrusel. Si la Real Sociedad gana, saldremos beneficiados pues interesa que el resto de los equipos vean a dos equipos que se alejan de los demás; si empatan o pierden, el Hércules tendrá el campeonato de invierno en sus manos aunque sea anecdótico.

No hay comentarios: