martes, marzo 06, 2012

Tiago y el compromiso

Se ha sabido a través del diario AS que Tiago Gomes tiene una oferta del CSKA ruso para irse la próxima temporada. La noticia confirmaba un rumor que ya sonaba desde el pasado mercado de invierno y que no fructificó con matices: el hecho de terminar contrato el 30 de junio permitiría unos mayores emolumentos para el luso ya que el conjunto moscovita no debería pagar traspaso. Se daría, pues, carpetazo a dos temporadas de blanquiazul y a falta de unas últimas jornadas para acabar el tercer año de contrato. Estamos ante la duda sobre el rendimiento del jugador con dorsal"24" y, en cierto momento, preguntarse si debe seguir en el once de Juan Carlos Mandiá o no. Quiero dejar claro que esa pregunta no se planteará, por mi parte, mientras haya algo importante en juego. Estoy seguro que el jugador no querrá irse de Alicante con una marcha de desidia que no está dando-a diferencia de otro que se va apartado de las convocatorias-, dejándose el físico por el equipo aunque, por desgracia, no logre ese aplauso que, ciertamente, tampoco busca. Sin embargo, en una hipotética situación en la que se perdiera distancia y nos quedásemos fuera de play-off, sería una alternativa ir ubicando jugadores con presencia futura en la temporada 2012/13. Mientras que el equipo siga estando en posición de play-off, esa cuestión no estará en liza.

Llegará a su tercer año en el Hércules CF. Sin embargo, su mejor momento llegó en la primera vuelta de la temporada 2009/10. Aquellos goles ante el Real Betis-a falta de delanteros-, ante el Real Murcia, la Real Sociedad y ante el Real Unión de Irún. Era la respuesta inicial del luso sobre el tema de echar de menos a Abel Aguilar, que se había ido al Real Zaragoza. El escándalo en aquel diciembre de 2009 creó que marcó las bases de un jugador más oscuro, que fue perdiendo por momentos esos recuerdos de cuando era ese jugador comodín eficaz. En aquella segunda vuelta no logró superar esos números y se quedó con un gol en Cádiz para sumar los 6 de aquella temporada. En la segunda temporada, ya en la Liga BBVA, quizás le pesó la ausencia de Farinós en toda la primera vuelta y una categoría que no era la Liga Adelante. No consiguió ser ese líder en el centro del campo y sólo al final de la temporada acabó viendo portería ante el R.C. Deportivo de la Coruña y ante el Racing de Santander pero el descenso estaba a la vuelta de la esquina. Menos participativo que de costumbre, aquel gol ante los coruñeses le llevó al error de celebrar el gol criticando a parte de la afición. Pudo no haber tercera temporada pero al final se quedó, a pesar de desear seguir en la élite. Ha estado rondando el gol como en las últimas semanas y su presencia en el centro del campo es exigida por el técnico, que confía en el luso.

No albergo dudas sobre su rendimiento en el terreno de juego-aunque pueda estar acertado o desacertado en un momento dado, y seguirá poniendo la pierna o el hombro dañado por el equipo. Si todo va bien, acabará despidiéndose como corresponde a tres años de constante presencia en el once en un equipo en el que no es fácil llegar a esta cifra de años jugando en el club; si el equipo se acaba desinflando por alguna circunstancia, ya habrá momento de darle minutos al que siga en su posición.

Apunte: Sin duda, la moral no es propiedad única del C.D. Alcoyano. Tuni confía que el Nàstic de Tarragona aún no está descendido, a pesar de esos 18 puntos que es la segunda puntuación más baja de los últimos tiempos(sólo aquel Sevilla Athco con 10 puntos en la 2008/09 está por debajo de esa cifra), y que con dos victorias cogerán moral. El problema es que se necesitan más de dos victorias consecutivas para salir de ahí, por no hablar de la friolera de 32-34 puntos en 15 jornadas.

No hay comentarios: