jueves, mayo 26, 2005

Promociones varias(II)

La semana pasada inicié esta serie de artículos partiendo de la premisa de la aleatoriedad en el ascenso, analizando las diferentes maneras de subir de categoría acontecidas desde aquel junio del 91. En esta ocasión trataremos sobre el experimento realizado el año pasado para la promoción de ascenso a 2ªB con vistas a usarlo en esta temporada para subir a 2ªA. El sistema ya es sabido: dos semifinales y la final entre los vencedores. La eliminatoria tiene un patrón común: el 4º contra el 1º y el 3º contra el 2º, factor campo a favor de los equipos que ostentan las dos primeras posiciones ya que les permitirá disputar el partido de vuelta ante su afición. No voy a negar mi oposición a un sistema injusto que se define como tal: el único sistema por el que se puede subir sin ganar un sólo encuentro y, forzando la exageración, sin marcar más goles que los de las tandas de penalty. Además, en una promoción de ascenso tradicional permitía hasta dos derrotas pero, con la eliminatoria se puede caer con un mal partido, un penalty pitado injustamente- o no pitado-, un gol anulado que era o un simple "gol fantasma". Cualquier mínimo hecho puede cambiar el destino de un equipo que necesita de subir. El ascenso a 2ªA ha perdido ese toque de regularidad y se somete al azar del juego. Si con la liguilla eran algunos de los dieciséis equipos los que podían subir; ahora, con la eliminatoria, todos tienen su opción de subir. Si jugásemos a la historia-ficción, no dudaríamos en decir que el mismo Real Oviedo hubiera podido subir a 2ªB el año pasado con el sistema de liguilla en vez de caer por el valor doble de los goles.


El experimento del año pasado aporta varios datos curiosos. Por ejemplo, el factor campo no fue primordial ya que la mitad de los ascensos se lograron manteniendo la ventaja lograda en el partido de ida; en la fase eliminatoria, ese porcentaje sube hasta, aproximadamente, el 60%. Otro dato interesante: el puesto que más se aseguró el ascenso fue el de campeón del grupo puesto que fueron siete en los diecisiete grupos de 3ªDivisión mientras que el que menos ascensos obtuvo fue el 3º con sólo un ascenso- el Guijuelo-; otro aspecto interesante que hemos observado es que el equipo que, siendo 4º de grupo alcanza la final, tiene muchas posibilidades de subir puesto que cinco de los seis que eliminaron al cabeza de serie acabaron en 2ªB. Si bien la Tercera División no es como la 2ªB, sí tiene algunos parecidos en lo referente a la potencialidad de los distintos grupos. Sólo la asignación de rivales en el sorteo del lunes por la tarde nos dará mayor información de cómo se desarrollará la promoción en junio.

Apunte El ejemplo del ETOSA es el clavo al que se agarra mucha afición herculana tras las dos derrotas en Castellón y Zaragoza. Recordemos que el equipo local de baloncesto perdió los cuatro últimos encuentros de la ACB, muy pocos daban por hecho alguna victoria ante el UNICAJA y encauzó la eliminatoria de play-off con una facilidad pasmosa.

No hay comentarios: