lunes, marzo 13, 2017

Entre el hoy y el mañana

Los siete puntos de diferencia con los equipos que ocupan el tercer y cuarto puesto, sumado a un peligroso goal-average perdido(no sólo con cada uno, incluso un triple empate dejaría fuera a los blanquiazules), deja un particular poso de desesperación. Llama la atención, cuando el equipo estaba en puestos de promoción de ascenso pero no respondía ante los de arriba, que no se percibía esa sensación de depresión deportiva. Este rasgar de vestiduras por un empate cuando, en la primera vuelta, ese mismo Prat ganó bien con aquel 0-2 y, oye,pocas críticas levantó...y eso que fue un buen momento para dar un toque.

Ese hoy, ese presente, es turbio y sin apenas esperanzas salvo algún momento de lucidez, que permita recortar buena parte en las próximas dos-tres jornadas y que permita algún atisbo de esperar lograr algo. Como se dice, el primer paso para la solución de esta situación es reconocer el problema. Fernando Román ha dicho que el equipo se siente bloqueado y con miedo(a fallar, vamos). Que el equipo necesita que alguien intente girar el ánimo 180º era obvio desde hace semanas. Tanto retraso hizo que el problema se fuera agravando por momentos.

Pero si el hoy es frustrante, no hablemos del mañana. La primera palabra asociada al futuro próximo se llama incertidumbre. Casi sería hasta obligatorio que la subasta...se hubiera acabado ya. A día de hoy no se sabe qué pasará, aunque las opciones  para que sigan los actuales mandatarios están ahí,amplias. Eso no quita que no deje de ser un momento difícil y en el que es complejo ver el futuro. Incluso, aunque se prolongue esa situación institucional(a lo que hay que añadir el tema de la sentencia de "lo de Bruselas"), la sensación de no saber qué pasará, también complica el tema deportivo. En teoría, cualquier secretario técnico ya debería estar mirando jugadores para el próximo ejercicio deportivo(al menos, desde el famoso 1 de febrero), es un deber de cara a la temporada siguente encontrar los jugadores idóneos(insisto, luego es el entrenador el que debe lograr sacarles el mayor rendimiento posible). Si ya había dudas en un clima de cierta calma, imaginen eso en este episodio de dudas sobre qué pasará en el club y en el que, para más inri, el director deportivo está recibiendo críticas por su desempeño la temporada actual(¿quizás pesó que no tuviera la seguridad de la continuidad hasta el mismo 30 de junio de 2016?).

Del ayer, mejor no hablar. El equipo logra consolidar la segunda B con una facilidad pasmosa(cinco años en una etapa, seis años en la segunda) y empieza a sentirse dolorosamente "cómodo" en la mediocridad. Una situación que, ciertamente, viene de lejos pero que va cogiendo fuerza con el paso de los años y las frustraciones.

Apunte En apenas pocos días, se vuelve a la absurda polémica de a quién favorecen más los árbitros. Después de unos días para los culés con el vergonzoso arbitraje en la Champions, ahora toca el Real Madrid y la supuesta expulsión de Keylor Navas. Sea como sea, esto pasa por el necesario video-arbitraje. 

Free counter and web stats