jueves, diciembre 02, 2004

Cuando las barbas del vecino ...

Esta semana he leído una noticia que, sin tener relación con el Hércules, se vincula con el club alicantino en el sentido de que son lecciones que se deben aprender para evitar fallar y cometer errores "letales" en un futuro. Esa noticia tenía que ver con ese histórico equipo grancanario llamado U.D. Las Palmas, del que sabemos que está camino de su triste fin. Al igual que el Hércules, estaba en 2ªB en nuestro exitoso ascenso de la temporada 92/93, subimos con unos años de diferencia a 2ª y después a 1ª y después bajamos a 2ª, dos años en la División de Plata turbulentos y descenso a 2ªB. Como vemos, una situación más o menos paralela. Por desgracia, esa sensación se repite con problemas que, en esta ciudad, son conocidos: temas institucionales complejos por el accionariado, conflictos con la alcaldía, deudas por las nubes, colas de proveedores, jugadores sin cobrar tres meses, el Universidad de Las Palmas luchando por subir a 2ª mientras que el equipo "pío, pío" está en una indigna 12ª posición, el equipo universitario jugando en el Estadio de Gran Canaria compartiendo el feudo con Las Palmas,etc.

Leyendo detalladamente el tema observaba que el club canario está administrado desde la Justicia aunque el cargo de presidente sigue en la misma persona que acudió a pedir la administración jurídica. Cuando se habla de los acreedores y del déficit terrible que mina el futuro canario se trata el tema de un jugador chileno, Neira, que costó 6 millones de euros, no jugó y se fue "libre" ¿cuántos "Neira" hemos sufrido los herculanos? Empezando por Morant, Risso o el famoso Roger Morales, cuyo representante se negó a aceptar el convenio que preparó Ortiz para la primera suspensión de pagos. Jugadores cuyo coste infla el déficit y acaba lastrando el futuro de la entidad. Este tipo de jugadores, por si solos, acentúan la importancia y necesidad de una cantera que, por muy deficitaria que sea, se pone en números azules o negros a poco que se logre vender a alguna de sus promesas. Para colmo, la situación puede afectar al equipo en el aspecto deportivo ya que son tres meses sin cobrar y el juez ya ha advertido que puede acabar la temporada con juveniles.

El presidente canario ha pedido que los canarios apoyen al club mientras surgen los rumores de la creación o transformación en UD Gran Canarias. Según el juez, los 1,2 millones de € que se necesitan se podrían obtener con 10.000 abonados nuevos como pretende el Presidente. Sabemos, por lo que pasa en Oviedo, que los "carbayones" sí responderían si les situasen en esta situación "peliaguda". ¿Y los herculanos? Esperemos no vernos en esta situación, que se aprenda de los fallos y saldremos ganando.

No hay comentarios: