domingo, abril 29, 2007

Desaprovechando oportunidades

Dos puntos de doce posibles y complicarse la vida serían dos titulares que podrían ir en consonancia con el Hércules de ayer. Perder la tranquilidad en diez minutos es doloroso: de dejar a Las Palmas tocado con ocho puntos de distancia más goal -average a dejarlo vivo, a dos puntos y con la desventaja particular de goles y resultados con el equipo canario. Era un partido para poder pensar en otra cosa que no fuera un duelo de ganar o ganar contra el Ciudad de Murcia el próximo sábado. Quizás sea por la "ilusión" de vivir cerca del abismo, el equipo se metió en un charco innecesario y que, esperemos, sólo tenga el efecto de reaccionar a los jugadores para la próxima jornada. En sí no hay riesgo evidente de descenso(tres equipos prácticamente tienen el billete a 2ªB y hay otros que serían más merecedores que el propio Hércules). Pero malo sería confiarse. El episodio de ayer fue doloroso pues se veía la victoria muy cerca y se siente el aficionado impotente de ver cómo diez minutos bastan para echar de por tierra toda la paz deportiva.

Porque el Hércules de ayer fue ese Alavés que llegó a Alicante en la primera vuelta: un gol a favor y contemporizar. El partido se había puesto a tiro: 0-1 tras una primera parte igualada- un espléndido tanto de Sendoa y un no menos espectacular pase largo medido a su pie-, las sensaciones eran favorables pues el equipo canario empujaba en la dirección incorrecta y, aunque llegaba a la meta de Aragoneses, el peligro no era evidente. El fallo de Uribe fue el de toda la temporada: falta de ambición. Debía aprovechar que el conjunto amarillo estaba desquiciado con una derrota que le ponía camino de la división de bronce y asestarle los debidos golpes pero no lo hizo. El fallo empezó con un cambio erróneo: fue quitar a Carmelo para poner a alguien que, siendo un centrocampista de carácter ofensivo, no tiene el empuje del canario. Su marcha supuso un retroceso de bastantes metros cuando lo sencillo hubiera sido poner a Piti para aprovechar los contraataques si esa era la opción de Uribe para finiquitar el partido. La jugada clave llegó con un empujón a Redondo que sirvió para que el sevillano, por la inercia, golpease con su pecho el balón y se introduciera mansamente en la meta herculana. La especulación mostró su cara más negra: el tanto del empate animó a una afición que, hasta ese momento, se mostraba enojada con sus jugadores y le dio nuevos bríos. En esa inercia llegaron el segundo y el tercer tanto locales. Uribe quiso reaccionar pero fue demasiado tarde. Habían visto el partido para ganar y su reacción con el marcador en contra fue una evidente torpeza para llegar a las inmediaciones de un muy discreto Nacho González. En una categoría tan igualada como la segunda división, perdonar al rival acaba pagándose caro...y el Hércules lo comprobó ayer.

Apunte Esperemos que la afición herculana sea práctica y desee una victoria del Elche sobre el Castilla para mantener la distancia de cinco puntos con el primer equipo en puestos de descenso. Aunque un empate no estaría mal visto, la derrota del filial blanco les podría dejar más tocados.

Etiquetas:

jueves, abril 26, 2007

Deporte o negocio

Hace unas dos semanas escribía en este blog acerca de dos noticias de gran calado económico y deportivo: la plaza que se iba a vender del Real Valladolid- acabó siendo una estratagema que dio los resultados óptimos para lograr el objetivo pretendido- y el plante de Quique Pina en Murcia a la hora de plantearse la marcha del "Ciudad". Se valoró esas noticias desde el punto de vista de los aficionados de dichos equipos pero hoy me gustaría plantear la situación del "tercero", es decir, el aficionado del equipo y/o municipio "beneficiado" por el cambio. Aunque parece que todo apunta a que se pueda resolver el tema del Ciudad de Murcia y que el equipo seguirá en la capital vecina, se esfumaría todo nerviosismo de los aficionados rojinegros y las "esperanzas" de las ciudades y clubes que tenían en mente hacerse con la plaza de la entidad murciana.

Porque el verdadero problema para los que aceptan dicha plaza es el ético. Es decir, recurrir a los despachos lo que no se ha logrado en el terreno de juego; en este caso, podríamos hablar de un casi condenado a la Tercera División como es el Real Oviedo y leer que, tras la Junta Extraordinaria de Accionistas, intentarán acudir a esta vía para alcanzar la Liga de Fútbol Profesional por la vía rápida. En este punto, ha surgido un debate entre aficionados carbayones: a favor de volver a las portadas nacionales hay un porcentaje pequeño de oviedistas; en contra de volver hay un grupo mayor y que declara que no es positivo recurrir a esta vía. De todos modos, bastantes aficionados del equipo azulino lamentan la falta de sentimiento en todo este tema(no hacía falta dar ese paso de más por parte de la LFP). Si comprar plazas o venderlas es inconsistente con el principio de sentimientos versus negocio, la idea complementaria de traslado o cambio de domicilio incorporaría un aspecto a tener en cuenta: dicho equipo no contaría en la nueva ciudad con un verdadero apoyo de la afición, sólo unos cuantos miles que, en un momento más duro, desaparecerían bruscamente debido a la falta de raíces- si a eso le unimos un equipo estilo Real Oviedo o Granada CF, la competencia sería letal para el equipo trasladado-. No es la primera vez que se habla de compra de plazas o traslados, ya se vivió en el baloncesto ACB en los principios de la década de los noventa, cuando las plazas eran adquiridas sin necesidad de observar los resultados deportivos y que no resultó positiva a la larga para el propio deporte : cuando los resultados en la cancha dejan de tener su valor, el interés de los aficionados acaba siendo menor. España(y demás países de esta área europea de "sangre caliente, mediterránea") es diferente a los EE.UU, espejo de franquicias deportivas; quizás allí, el cambio de domicilio se lleva con cierto dramatismo pero aquí acaba siendo un problema que acaba incumbiendo a la política local y, por ende, a los presupuestos públicos. Como era de esperar, en Valladolid el bulo de su venta acabó desbloqueando el tema del pabellón de deportes y en la ciudad del Segura, el Ayuntamiento está ofreciendo amplias ventajas al presidente del Ciudad de Murcia para que se decida no ir de allí. Ignoramos los motivos por los que la LFP apostó por dicha propuesta pero esperemos que se planteen dar la vuelta atrás a una idea que, de por sí, era innecesaria como indiqué en su día.

Apunte Parece casi seguro que el positivo por alcohol de Líder Mármol le ha condenado al ostracismo y no superar el período de prueba. Un positivo que le ha podido cerrar las puertas del Hércules para las próximas temporadas.

martes, abril 24, 2007

Tres mosqueteros

Cuando el Alicante se dejaba ante el modesto conjunto del Bierzo toda la ilusión por el ascenso, pocos de los presentes en el Rico Pérez se podía imaginar lo que iba a acontecer en las escasas dos semanas posteriores al fin de temporada. Sergio Mantecón fichaba pocos días después de la derrota de su ex equipo mientras Edu Albácar y Sendoa Aguirre sufrieron- especialmente el vasco- un pequeño culebrón hasta que se certificó la contratación de la banda izquierda alicantinista por el Hércules. Los tres llegaban bajo el paraguas del entrenador de ese momento, José Bordalás. Los tres andaron los pocos metros que separan a ambas oficinas y se vistieron la zamarra blanquiazul. Era, dentro de lo que cabe, una interesante apuesta por potenciar la competencia en los respectivos puestos: Mantecón se las veía con De los Santos, Montenegro, Turiel y Diego Mateo- semanas después se concretaba el fichaje de Farinós-, Albácar debía luchar con Graff por la titularidad mientras Sendoa tenía más números para ser titular pues Benítez no era mejor que él y, sólo la presencia de un Kike Mateo fuerte podía quitarle minutos. En todo caso, se suponía que si eran jugadores pedidos expresamente por Bordalás contaban con más opciones para estar en el once.

El balance, a falta de unas pocas semanas para terminar, es que hay un jugador seguro para el próximo ejercicio: Edu Albácar- ha ido de menos a más, ha jugado 1.321 minutos en 16 encuentros y sólo la lesión muscular le ha impedido sumar más minutos-; por su parte, hay otro jugador, Sendoa, que, salvo sorpresa, seguirá pero dependerá de su evolución para contar o no con su rendimiento para el próximo ejercicio- sólo ha jugado dos partidos completos y ha sido el jugador que más ha saltado al campo en lugar de otro compañero-; por último, Mantecón dependerá bastante del nuevo técnico después del ostracismo en esta segunda vuelta- salvo el partido de la semana pasada, en la segunda vuelta había sumado sólo 17 minutos. El pasado domingo se dio el hecho de que los tres volvían a jugar juntos en el Hércules desde aquel lejano Hércules-Real Murcia en la quinta jornada. Los tres han estado a la vez sobre el terreno de juego unos escasos 221 minutos; en las antípodas quedan aquellos 745 minutos en el que ninguno de los tres estaba jugando(en tres partidos no estuvieron presentes ninguno de los tres). De los tres, quien más se ha visto afectado por el salto ha sido el vasco. Quizás influya en él su carácter reservado, quizás porque su llegada no fue fácil , o bien, el hecho de que se le exigió desde un principio un mayor rendimiento, lo que hizo que no haya logrado aún una cifra de goles más propia de él(7-8 goles debido a que la diferencia de categoría se percibe también en las defensas rivales). Con todo, las sensaciones para quien esto escribe es que el próximo año puede ser más decisivo para el interior zurdo. No es la primera vez que un jugador rinde mejor en el segundo año en un equipo.

Apunte La presunta agresión del locutor asturiano de COPE tras finalizar el encuentro entre herculanos y sportinguistas y, sobre todo, los comentarios que "motivaron" la agresión reflejan cierto aire de "déja vu" en los aficionados que escuchamos las retransmisiones locales de los partidos. A veces se suele realizar durante la emisión deportiva comentarios hirientes y carentes de sentido común y sobrados, a veces, de mala fe. Esperemos que lo acontecido haga reflexionar a los locutores y se planteen retransmitir los partidos sin excesos innecesarios.

Etiquetas:

domingo, abril 22, 2007

En busca de la tranquilidad

Como en las últimas semanas, el encuentro de esta tarde ante el Sporting de Gijón es un enfrentamiento entre dos clubes históricos en busca de esos tres puntos que les alejen de los puestos de abajo y lograr, al menos, pasar inadvertidamente por lo que queda de temporada. Una vez que los tres primeros se han alejado hasta el punto de que el cuarto está más cerca del decimonoveno que del tercero, ya sólo queda alcanzar la orilla de la tranquilidad cuánto antes y observar desde allí los cuatro que naufragan y se hunden en la miseria de la 2ªB. El duelo en sí se espera igualado, al igual que las once ocasiones anteriores, y sólo se espera la victoria que sirva para pensar en la próxima temporada. Un duelo que también tendrá un cierto componente emotivo, a expensas de saber si Aragoneses vuelve a la portería: el partido ante el Sporting de Gijón será el primero tras haber pasado estas dos semanas de trámites hasta que se confirmó, el lunes pasado, que Aligestión recuperará para el herculanismo el estadio Rico Pérez- ya sólo queda unos pocos actos pero lo fundamental ha pasado-. Si bien quedará en el patrimonio de la máxima accionista herculana, es evidente que se ha dado el primer gran paso para proceder a su más que necesaria reforma en busca de mejorar su imagen.

El Sporting viene con cierta dosis de nerviosismo. Una derrota, unida a la mala suerte de unos resultados ajenos pondría el descenso a un punto; por el contrario, una victoria les serviría para retrasar al Hércules, al igualarle en puntos aparte de superar en goal-average al equipo de Uribe. El equipo rojiblanco llega a Alicante con la ausencia de Barral y la presencia, al menos en la convocatoria, de Edwin Congo, aquel colombiano al que el Real Madrid le venía demasiado grande. Junto al delantero, se presentarán en Alicante todo un ejemplo de apuesta por la cantera, a la espera de que lleguen al primer equipo una "quinta" como aquella de los años setenta u ochenta que les permita el salto a la élite. Frente a ellos, un equipo en el que muchos aficionados echan de menos algún jugador de la cantera herculana en el primer equipo. En declaraciones de esta semana, Valentín Botella lamentaba, de cierto modo, dicha situación cuando alababa la opción gijonesa por la cantera- aquel descenso de la temporada 97/98 se debió a una "infidelidad" hacia la apuesta por sus jugadores de la casa para recurrir a jugadores no mejores que los "yogurines" pero más cuantiosos-. Ante el equipo de Manolo Preciado, Uribe desplegará un once con diferencias con respecto a semanas anteriores y por fuerza mayor. Aparte de la elección entre Falcón y Aragoneses, la defensa será la esperada(Redondo, Albácar, Urbano y Sergio); el centro del campo será donde más cambios haya debido a sancionados y lesionados-Mantecón y Farinós formarán una pareja atípica-; en la parte de arriba, salvo Calandria que parece ser titular fijo, formarán el grupo de tres mediapuntas detrás del argentino: Carmelo, Tote y Kike Mateo.

Apunte Como siempre, las imágenes son las que se quedan. Maradona marca un gol recorriendo más de cincuenta metros con un balón y se queda en la memoria, lo mismo para el tanto de Messi. Por desgracia, estoy seguro que ese tipo de gol lo marca cualquier jugador, sea de 2ªB o Tercera, y quedará en el olvido. No saldrá en los telediarios ni en los grandes periódicos deportivos nacionales.

Etiquetas:

jueves, abril 19, 2007

Fútbol y religión

Con ocasión de la romería a la Santa Faz he decidido que el mejor tema para tratar en este artículo es la relación entre el fútbol y la religión. O mejor dicho, entre el fútbol y la tradición religiosa. Es habitual en el fútbol de ayer, hoy y mañana que los clubes de fútbol comienzan una temporada con la tradicional visita a la catedral o monasterio relacionado con el patrón de la ciudad; si el triunfo acompaña, se repite visita para agradecer la "bendición" del inicio de la temporada. No es que hablemos expresamente de una cuestión de creencia sino un acto que fue, en su día, tradición y ahora es un acto más dentro de una temporada, importante, pero un acto. Aparte queda el tema individual: hay futbolistas no creyentes, creyentes y quienes llevan la condición religiosa hasta el final, muchos de ellos, brasileños(los "atletas de Dios"). La religión llega, en varios equipos, hasta el vestuario. No son pocos los equipos que mantienen a un capellán en plantilla. Célebre fue, entre otros, aquel que estaba dentro del Extremadura F.C. y que se hizo famoso gracias a los diferentes medios de comunicación. Dicha presencia del capellán no es un factor determinante para mejorar los rendimientos sobre el terreno de juego- ni mete ni encaja goles - pero quizás influye en que los jugadores sientan en la figura del religioso a alguien que le ayuda a superar los obstáculos: la labor de psicólogo dentro del vestuario. Incluso, si se da el caso de integración de varias "sensibilidades" dentro de la plantilla, su labor, fuera de la religión, suele ser bien recibida.

El Hércules no es ajeno a este aspecto religioso-tradicional. Suele acudir al monasterio de la Santa Faz al inicio de la temporada, a veces también acude en la víspera de la romería y, en caso de gesta como la acontecida hace dos años, acude a dar las gracias al santo rostro y entrega un ramo como ofrenda. Junto a él se une una extensa relación de clubes que han ofrendado a los santos locales: el Barcelona acude a Montserrat a dar gracias a la "moreneta", el Real Madrid acude a la Almudena, el Real Zaragoza rinde honores a la Virgen del Pilar y así, en diferentes ciudades, el club acude a dar las gracias por los logros alcanzados durante la temporada pasada. Con todo, la palma se la lleva Andalucía y, en especial, los dos equipos de Sevilla donde el sentimiento religioso es más impresionante. Muchos aficionados han mostrado su cierta aversión a mezclar ambos términos-religión y fútbol- mas el hecho de que se deba a la tradición es lo que permite ser tolerado. Otro aspecto, unido a la tradición, es la vinculación, a través de ciertos actos, con la sociedad y que permiten al club estar más unido a ésta.

Apunte Muy desagradable el hecho de las amenazas vertidas en la familia de Turienzo Alvárez. Por muy penoso que fuera su arbitraje en el pasado Racing-Real Madrid, ello no es óbice para que se ataque a la persona del colegiado. Por otra parte, las quejas madridistas(al igual que las culés en su día) deberían caer en saco roto pues ellos, con su poder, podrían alentar una presión en la FIFA para exigir el uso de medios tecnológicos.

martes, abril 17, 2007

Carta a Sergio Aragoneses

Es, sin duda, una carta que me hubiera apetecido publicar en su día mas las circunstancias técnicas impidieron realizarla para animar a una persona que se encontraba de frente con la reaparición de viejos fantasmas. Ahora que parece cercana tu presencia en el once titular o tu reencuentro con la afición herculana, que te alaba y ve en ti al portero titular por muchos años, renovación de por medio. A lo lejos quedaban ciertos recuerdos vistos desde la lejanía(tu debut en el Atlético de Madrid, algunos goles que fueron objeto de vídeos por no estar acertado,etc). Tu presencia en el Elche sirvió para que muchos prestaran atención a tu trayectoria en el eterno rival del Hércules. Mucho más si cabe cuando se dio la noticia de tu enfermedad durante la estancia en el Elche. Tu primer partido con el equipo franjiverde fue, a nuestro pesar, muy bueno, impidiendo en el último instante aquel "trallazo" de Cámara. El encuentro de la segunda vuelta fue más espectacular: pudimos ganar pero tus paradas dejaron el marcador a cero. Aquel encuentro, junto a otros, decidiría seguramente que ibas a firmar por el Hércules.

En el Hércules tuviste la mala suerte de que Agassa, al igual que Xisco Nadal, hiciera una pretemporada que le sirvió para la titularidad; a ti te tocaba, por entonces, mostrar tu mejor cara en las escasas opciones que se diesen. Unas malas actuaciones del togolés y buenas tuyas en la Copa del Rey te dieron en bandeja la titularidad y mostraste una seguridad tal que hizo que las victorias se lograsen con mayor frecuencia. Incluso hacías méritos para disputar a los mejores porteros el premio Zamora tras haber encajado sólo 11 goles en los quince encuentros jugados por ti. El último gran recuerdo fue aquel penalty que paraste ante la Ponferradina y que te hizo merecedor de los aplausos y elogios de quien veía seguridad en ti. Tu decisión de jugar en Elche, a pesar de saber que iba a ser el último encuentro, fue valiente y, a pesar de la derrota, evitaste que el mejor juego ilicitano se plasmara con más contundencia.

Estos tres meses han sido duros, tú lo sabes más que nosotros. La afición ha estado esperando tu regreso como agua de mayo una vez que ha comprobado que tu amor propio, tu orgullo y tu trabajo han hecho factible que vuelvas mucho antes de lo que esperábamos. La decisión de Uribe está en consonancia con la de la afición y ha mostrado en alguna ocasión su ilusión porque vuelvas a la competición oficial acompañado de la afición que te ha apoyado. El próximo domingo veremos si entras en el once inicial o no pero no tardará mucho el reencuentro con la afición que te ha animado durante este trance. Ahí recibirás la primera gran ovación.

Suerte.

PD. Ojalá dentro de unos años pueda escribir que Sergio Aragoneses "nació para jugar en el Hércules".

domingo, abril 15, 2007

Motivación extra

Sólo iba a ser un partido más en este final de temporada anodino, una vez que el ascenso está definido(es difícil encontrar una temporada en la que los tres puestos camino de Primera esté tan claro a falta de diez jornadas), que los puestos de descenso están a dos partidos de ventaja y que el juego podría ser carente de interés para cualquier aficionado al fútbol pero no simpatizante con ambos clubes. El Numancia-Hércules era un partido insípido hasta que llegó el jueves. Andoni Goikoetxea, entrenador del equipo soriano, realizó unas declaraciones que, en Alicante, han creado el suficiente ambiente de revancha hacia el entrenador navarro. Preguntado sobre el equipo blanquiazul, valoró al rival de hoy como un equipo que había fracasado clamorosamente. Desde entonces, se ha visto, tanto en las declaraciones de jugadores y cuerpo técnico, un afán desmedido por "callar la boca" al entrenador del conjunto numantino. No hacía falta pero ha motivado, sin necesidad de hacerlo, al equipo dirigido por Josu Uribe,quien ha visto que no ha hecho falta motivar a los jugadores.

El tema en sí no tiene mucha polémica. Una cosa es que, dentro de la autocrítica, no se valore como positiva esta temporada: el desembolso(no tiene que ser sólo traspasos sino, además, el pago de las fichas) ha sido excesivo, se esperaba que, sin ascender, se lograra una buena clasificación que, hoy por hoy, se puede lograr también por deméritos de los rivales de encima del Hércules- no hay que olvidar que durante unos tramos de competición se miró más hacia abajo que hacia arriba -, sin embargo, el asunto cambia cuando la crítica viene desde fuera. En ese momento, es el propio equipo quien se siente herido en su orgullo y acaba por motivarse más todavía con el objetivo de acallar los comentarios con un resultado que hable a las claras sobre el potencial de ambos clubes- incluso a riesgo de que el propio entrenador local insista en la rueda de prensa postmatch sus comentarios en el sentido de "si hubieran jugado así otro gallo hubiera cantado"-. Uribe, por tanto, tiene un plantel más motivado y sólo tendrá que ordenarles un planteamiento que, manteniendo la presión en el juego, no les haga perder la cabeza. Aparte de la cuestión de las declaraciones, Uribe se plantea deshojar la margarita antes de dar la alineación: Aragoneses o Falcón. En la defensa contará con la pareja Urbano-Sergio, a parte de Albácar y Redondo; en el centro del campo se verá por quien apuesta: aparte de Turiel que tiene muchos números para ser titular, su compañero puede ser Diego Mateo o, incluso, Farinós; en la delantera, Calandria tiene opciones mientras Tote, Carmelo y Kike Mateo son firmes en el once titular. Gracias a Goikoetxea, la motivación con la que saldrán los jugadores será mayor de la que se suponía antes de empezar el partido.

Apunte La carambola de resultados en la División de Honor Juvenil ha permitido que el Hércules siga un año más en la élite en esta categoría. Gracias a la victoria castellonse, el empate en Torrent ha sido suficiente.

Etiquetas:

jueves, abril 12, 2007

Un paso que no se debe dar

Esta mañana, la Liga BBVA se topaba de bruces con dos noticias que daban una imagen algo anárquica del fútbol y que lleva a mucha gente a criticar semejante acción en caso de llevarse a cabo. Lo de vender la plaza del Real Valladolid parece que va a quedar en nada; todo es una cuestión relacionada con un proyecto de tipo inmobilístico que estaba bloqueado y que, el golpe dado en la mesa y desde los medios, desbloquearía el tema. Habrá una rueda de prensa a las cinco de la tarde en el estadio José Zorrilla donde, previsiblemente, se dejará que las aguas bajen tranquilas por el Río Pucela y todo será un mal sueño. La otra noticia hacía referencia a la marcha del Ciudad de Murcia a otra ciudad, una vez que el propietario, Quique Pina, también pensaría en abandonar la capital vecina si no recibe apoyo institucional en sus proyectos. Aparte de cuestiones de interés particular, anunciar la decisión con un mes de antelación, va a provocar unos tiras y aflojas con el fin de que el tema se solucione a las bravas. En el caso del Ciudad de Murcia pesa, además, el ultimátum de la LFP al vetusto estadio de La Condomina a no ser que otro proyecto salvador diese más tiempo antes de su desaparición. En ambos casos, la situación de elecciones municipales cercanas puede influir a la hora de que le gente se decida a presionar para lograr solventar sus temas, en cierto sentido, ajenos al club. Por el momento, el Ciudad de Murcia sería el equipo que tiene los números para trasladarse a otras ciudades, donde, por cierto, el problema de la competencia seguiría siendo muy fuerte.

Con todo, era algo esperado que, con el tiempo, los acuerdos de la LFP firmados la temporada pasada iban a generar problemas como los acontecidos. Partiendo de la premisa de que las sociedades anónimas deportivas no tenían razón de ser- una cosa es una empresa y otra ser un club que se gestione como una empresa- pues se le niega al aficionado varios aspectos fundamentales: poder elegir al más idóneo para la presidencia, no dejar a cualquier millonario ajeno al club la opción de ser presidente sin pasar por las urnas- sin las SAD, el tema Piterman sería mucho más complejo-, la gestión sigue siendo igual de deplorable que antaño, etc. El fútbol tiene un componente diferente, emocional, que hace que las administraciones acaben ayudando porque ningún alcalde quiere quedarse con la mancha de ser el "responsable" de la muerte de un club; salvo esporádicas excepciones, los equipos han visto como el dinero público ha acabado evitando la debacle(en el caso del Hércules, RTVV aportó el dinero en varios 31 de julio para evitar el descenso de categoría). El paso dado el mes de julio pasado hace que las administraciones locales acaben ayudando a evitar que un equipo, santo y seña de la ciudad, marche de ésta por una mejor oferta a su máximo accionista. En este punto, aumentará la picaresca mediante estratagemas similares a la de Valladolid o Murcia y ahí es donde no se debe tensar la cuerda. Todo esta historia, en la que la afición es la que va de cabeza, se hubiera evitado de no haber dado el primer paso: la conversión de un club deportivo en sociedad anónima.

No es un tema baladí. El Hércules puede ser uno más de los equipos que puede, en un día, verse afectado en esta historia de plazas deportivas. Apoyar a las aficiones que se encuentran, en este momento, angustiadas es dar un paso más a la hora de un mayor apoyo y unión entre las aficiones.El hecho de que fuera el Ciudad de Murcia uno de los implicados en este tema parece que ha minimizado el tema cuando no debería ser así.

Apunte El porcentaje de alquiler que Aligestión exigirá al Alicante ha sido el único punto negro en la alegría de la afición herculana por el tema del Rico Pérez. Quizás las expectativas eran mayores a la hora de conseguir que la directiva alicantinista decida marcharse del Rico Pérez.

martes, abril 10, 2007

Fair play



No podía faltar en este blog el tema del fair-play, que volvió a la actualidad el domingo pasado en El Madrigal. El gol marcado por Eller facilitó que la afición amarilla acabara más crispada con el conjunto atlético. Fue un acto que se contrapone con otras imágenes de juego limpio, del que Silva es el ejemplo a seguir: renunció a marcar un gol cuando observó un jugador del Lleida extendido en el suelo. El ahora jugador del Valencia se mereció todo tipo de halagos en todos los medios- el Eibar no ganó tres puntos pero sí imagen deportiva- pues lo más sencillo era marcar y adelantar al equipo armero. El gol marcado por el Atlético o el que, hipotéticamente, hubiera realizado Silva hubiera dado una imagen de que el fin justifica el medio. El fútbol tiene un problema grave y que afecta de lleno a la imagen de juego limpio: la pillería. La actitud de algunos jugadores de engañar al árbitro y a los rivales con acciones como fingir caer lesionado- obligando a parar el juego-, gestos deportivos que no son tales(devolver lejos el balón que el otro equipo ha mandado fuera para atender a un jugador o, por el contrario, no devolver el balón de forma antideportiva),etc. Incluso la pillería se ha instalado en la grada mediante el lanzamiento de balones mientras hay otro sobre el terreno de juego con el fin de retrasar el juego o paralizarlo. Tales actos antideportivos han generado una reacción por parte de varios entrenadores.

La temporada pasada, Capello ya anunciaba el fin del fair-play. Por ello, ordenaba a sus jugadores de la "Vecchia Signora" que no enviasen el balón fuera para que se atendiese a jugadores; en España, ese rol lo lleva, cosas del destino, José Luis Mendilíbar, técnico del Valladolid y, en su día, de David Silva en el Eibar. El técnico del conjunto pucelano manifestó la misma intención que Capello al inicio de la presente temporada. La solución es difícil pues la pillería está muy en el interior de este fútbol: los aficionados- incluyo en este aspecto a los presidentes-, por ejemplo, tienen una doble vara de medir por la que si es un jugador rival quién está en el suelo, son los primeros en alentar en que se siga el juego mas, si es al revés, son también los primeros en silbar y criticar que el equipo rival no haya enviado el balón fuera; los jugadores son los responsables de mutar el mismísimo fair play en pillería con sus acciones, lo que obliga al árbitro a tomar decisiones que llevarán inequívocamente a revuelo- de haber parado el juego, serían los atléticos quienes hubiesen protestado por haber cortado una jugada de peligro. Es muy complejo encontrar soluciones pero es necesario. Hay un factor que obligaría a que el cuarto árbitro pudiera ser el encargado de avisar al colegiado para parar el juego: el peligro para la salud del jugador- por ejemplo, un desmayo como el de Óscar en un partido entre Espanyol y Numancia pudo ser letal de no haberse parado el partido a tiempo-; otra opción sería dejar claro que aquel que se retire por lesión no volviese hasta pasado un tiempo razonable(salvo sustitución), evitando que cualquier entrenador optase por esta estratagema para perder tiempo. Con todo, siempre será por decisión del jugador apostar por el fair play.

Apunte En Junio se verá cuál será la influencia del expediente sancionador sobre el futuro de Líder Mármol en el Hércules. El exceso de profesionalización en el asunto de la dieta que le rebajó ocho kilos en dos semanas ha encontrado su contrapeso a la hora de decidir.

Referencia
Código Fair Play de la FIFA

domingo, abril 08, 2007

Oportunidad perdida

Esa fue la sensación que se percibía en la puerta 0 al finalizar el encuentro ante el encuentro manchego. Un encuentro que sólo se decidió en un fallo de Falcón en un saque de esquina y que fue aprovechado por Leo Biagini, que le tiene cogida la medida al equipo blanquiazul. El partido mostró en varios momentos porque lo jugaban dos equipos de la tabla media sin más aspiraciones que certificar la permanencia lo antes posible. Fue un resultado en el que el 0-0 hubiera sido lo más normal, con un juego impreciso en varios momentos del partido. Las oportunidades brillaron por su ausencia, el Hércules daba sensación de peligro pero el portero visitante no tuvo verdadero lucimiento hasta la segunda parte en un potente disparo de Edu Albácar. El Albacete tuvo un par de ocasiones serias en la primera parte- especialmente una jugada en el que el delantero le buscó la espalda a Urbano y su disparó rozó la escuadra y se fue por fuera-. Un encuentro que pudo tener su influencia en la lesión de Ariel Montenegro en la primera parte y que obligó a Uribe a sacar a Turiel. En la delantera no se estaba muy fino; salvo Tote, muy voluntarioso en cada lance, tanto Calandria como Carmelo no estuvieron muy finos y se notó en la poca frescura de las ideas.

La segunda parte siguió el mismo patrón que en la primera. El Hércules quería adelantarse en el marcador pero sus intentos naufragaban en el borde del área grande ante una zaga firme. El equipo entrenado por Uribe tuvo un cuarto de hora en el que el gol estaba más cerca que nunca. Varios saques de esquina estuvieron a punto de acabar en gol y sólo la mala suerte impidió el 1-0 en un disparo repelido cerca de la línea de meta. En esas disputas, saltó al terreno de juego Biagini. Antes del gol, un disparo potente era despejado por Falcón en su única parada buena del encuentro. El 0-1, como he indicado antes, fue un fallo de Falcón que no logró blocar el balón y éste acabó cerca de la línea de gol para que Biagini tuviera que empujar levemente para que entrara. Al igual que Buades y Noguerol fallaron en la ida para que Calandria marcara el gol de la victoria herculana, otro fallo sirvió al equipo de la llanura manchega para materializar un 0-1 que rompía estadísticas: nunca había ganado el Albacete en Alicante y tuvo que ser ayer para lograrlo. Del encuentro de ayer no se libra el colegiado de su merecida crítica. Aparte de saber si la anulación del gol fue legal o no, su labor fue criticada con pitidos y burlones aplausos hacia quién decidió pitar de una manera desquiciante: más de una falta evidente no fue pitada, absoluta aleatoriedad en las tarjetas- el jugador Pablo García fue merecedor de ser expulsado tras un par de faltas escalofriantes-, y para remate el típico problema del grupo de árbitros: nada de tarjetas para faltas pero a la mínima protesta Moisés y Uribe fueron amonestados. De ese tipo de arbitraje que acaba minando la moral de cualquier jugador. El Hércules no mereció ganar ayer pero sería dudoso pensar si mereció perder ante un equipo que también llegó poco a las inmediaciones de Falcón.


Apunte Tres meses han pasado desde aquel 3-0 a la Ponferradina. No es el rival, no es el hecho de que fuera el último partido de Aragoneses en casa sino que fue jugado en domingo por la tarde; desde entonces, se han jugado cinco encuentros en sábado ante las cámaras de televisión-canales autonómicos y el de RealmadridTV- y uno ante las de Digital + en una matinal dominical.Dentro de dos semanas llega el Sporting y con él...¿la televisión asturiana?.

Etiquetas:

jueves, abril 05, 2007

Los líos de Cámara

Como suele ser habitual cuando un ex regresa al equipo donde hizo grandes partidos la prensa local desea sus comentarios. Son frases que, en cierto sentido, son bastante tópicas en este tipo de entrevistas: " Echo de menos el calor de la afición", "Me ilusionaría volver", etc. En el caso de Cámara no iba a ser menos. Un futbolista que estaba en el club desde diciembre del 2003, uno de los principales artífices del ascenso de un club que llevaba seis años en la miseria de la 2ªB. Sus goles en la liga regular- aquel gol al Sabadell de tiro cruzado, aquella falta al borde del área frente al Girona-, los tres tantos fundamentales en el play-off de ascenso en el 2005. Sólo es cuestión de recordar lo que disfrutó durante la celebración del ascenso, primero en el césped del Rico Pérez, Luceros o en la Plaza del Ayuntamiento. La temporada pasada también fue buena para Álvaro; incluso en momentos donde tuvo que ocupar el puesto de lateral izquierdo rindió. Para nuestras retinas y nuestra memoria reservó dos tantos inolvidables como los logrados en El Ejido y en El Ferrol. Siguió rindiendo como es natural en él durante esas semanas en las que se sabía que no iba a renovar y acabar fichando por el Albacete. Dos temporadas y media positivas, una imagen de profesional a la altura del gran capitán Sergio Fernández. Sin embargo, mucha gente no le perdonó que se marchase del Hércules; otros comprendimos que, si el jugador consideraba que había terminado un ciclo, debíamos a ser comprensivos con él y disfrutar de los pocos encuentros que faltaban hasta esa temporada. Por ello me salió aquella carta que le escribí con motivo del encuentro entre el Hércules y el Albacete, el pasado junio. Gracias por los servicios prestados y suerte para alguien que ayudó a sacarnos del pozo.

Casi un año después, el regreso de Cámara al Rico Pérez se ha teñido de una innecesaria polémica. Esos tópicos de entrevistas que comentaba en el primer párrafo han llevado a un doble cisma: entre los aficionados herculanos, la división está entre los partidarios de que regrese y otros que siguen sin perdonarle la marcha a otro equipo; entre los aficionados manchegos, la división es quizás menos evidente, por desgracia, pues hay una mayoría que considera que las declaraciones de esta semana han sido erróneas y desean que se vaya al final de temporada, que deje César Ferrando de contar con él, etc. Con todos los respetos para los aficionados "despechados", esa es una actitud injusta hacia un jugador que es profesional ante todo. De lo que se lee en los foros del Albacete, hablamos de un jugador respetado pero las declaraciones pueden haberle ocasionado un lío que, veremos, si le afecta, no sólo en las once jornadas siguientes sino en su relación con la afición albaceteña. A este tipo de jugadores se les ha de convencer mediante el apoyo y comprender que los recuerdos muy fuertes se quedan más fácilmente que la indiferencia o el enojo. Acentuar una tensión cuando lo más sensato sería apoyar más fuerte a un jugador que, a poco que las cosas rueden bien, les dejará unas buenas sensaciones. Personalmente, si Subirats quiere traerlo de nuevo, se le dará la bienvenida al madrileño pues muy pocos le ganan en implicación en la actual plantilla; si el Albacete desea seguir contando con sus servicios, se le seguirá deseando suerte...salvo el día en que se encuentren ambos equipos sobre un terreno de juego.

Apunte Otras declaraciones erróneas han sido las de Ángel María Villar. Afirmar que el Athletic de Bilbao superará la crisis deportiva actual ha llevado a directivos de equipos rivales a insinuar futuras posibles ayudas arbitrales al equipo blanquirrojo. Es entendible desde el punto de vista de quien ha jugado en ese equipo bastante tiempo pero ha podido desestabilizar la parte de abajo. Los árbitros ya saben lo que les viene encima: si toman determinadas decisiones que benefician al Bilbao, muchas dudas generarán en los aficionados rivales.

martes, abril 03, 2007

Vaivén

Un segundo, un minuto, un período... un partido. Cualquier momento basta para cambiar la valoración sobre un jugador, un entrenador o un presidente. Es un hecho que no sólo ocurre en Alicante sino en muchos sitios, dentro o fuera de las fronteras. Basta que un jugador marque un gol o lo falle para que el respetable reaccione de forma positiva(aplausos) o crítica. Un jugador se pasa del elogio al silbido con la misma facilidad que de la pitada al aplauso. La primera persona, que yo recuerde, que le pasaba eso era el delantero Paco Luna. El delantero centro fallaba ocasiones fáciles y marcaba, a veces, goles difíciles de ver- una especie de Julio Salinas- y rara era la vez que no creaba dudas entre los aficionados. Un día que resume esa relación de amor - odio fue un encuentro entre el Hércules y el Oliva: el delantero no acertaba a materializar las ocasiones y los murmullos aparecían en la grada a la que asistía. En menos de cinco minutos borró todo recuerdo de crítica gracias a dos tantos de los suyos- dos remates de cabeza a la salida de sendos saques de esquina-, muy trastabillados; por último, en la segunda parte logró su hat-trick particular de espléndida volea en el interior del área. Su remates eran, en algunas ocasiones, desgarbados y eso creaba un poco de dudas.

Las opiniones, salvo raras excepciones, han sido muy variables respecto a bastantes jugadores, entrenadores o presidentes. Ora aplaudido, ora criticado. Aniceto Benito fue objeto de aplausos durante los cuatro años iniciales; posteriormente fue objeto de duras, terribles críticas durante su último período. Vaivén como el que sufrió un entrenador como Mandià y que varió desde el aplauso hasta ser llamado "cabezón"(los entrenadores que logran algo positivo y luego son criticados desde la grada a poco que las cosas no vayan bien). En el caso del futbolista, se observan diferentes actitudes en la opinión del aficionado. Si bien es el propio futbolista el que debe generar una imagen positiva, su trayectoria deportiva es la que determina buena parte de la imagen y la otra parte es la actitud mostrada durante la semana, durante los años que llevan en la entidad(en parte es ésta la que hace que el vaivén de opiniones sobre ese jugador sea más o menos acentuada). Hay jugadores que logran unanimidad (Aragoneses, Sergio Fernández o Moisés) y eso les permite superar cuando las cosas no van bien; por otra parte, hay jugadores que logran que las opiniones que versan sobre ellos son bastante variables. Por ejemplo, Kike Mateo se ha llevado merecidamente bastantes críticas pero veremos si la gente no acaba pidiendo la renovación( otra cosa será si es petición tardía o no) si coge la buena racha. Hace tres semanas, el mismo Josu Uribe tenía, para la siguiente temporada, los dos pies fuera del club; siete puntos después, comienza la gente a preguntarse si sería interesante renovarle. Un vaivén muy conocido que se resume en estados de ánimo que van desde la depresión por lo cercano que está el deseo hasta la ilusión de alcanzar el cuarto puesto y que está a cuatro puntos y con el rival obligado a pasar aún por el Rico Pérez. El fútbol como espectáculo de masas lleva implícito las variaciones en las opiniones de los asistentes, más bien por el modo de alcanzar el resultado que por el guarismo en sí.

Apunte La victoria del Hércules Juvenil A ante el Cartagena salvó, por el momento, los muebles de un posible descenso a la Liga Nacional. No ha terminado de salvarse aún pues debe ganar y esperar que el Castellón realice lo mismo con el Guadalajara. Con la victoria del domingo se ha ganado el derecho a soñar con la salvación una semana más.

domingo, abril 01, 2007

La crisis ajena

En esta semana se ha asistido, en la distancia, a los problemas judiciales de Dmitri Piterman con la plantilla y a la oferta de compra de acciones por parte de un grupo de empresarios que quieren hacerse cargo del conjunto alavesista. El polémico dirigente del conjunto vitoriano, que ha demostrado una vez más lo terriblemente negativo que fue lo de las SAD, sigue con sus historias de entrenadores y ha logrado la sempiterna inestabilidad en el banquillo: salvo el primer año- aunque hubo bastantes momentos de amenaza de cese de Chuchi Cos-, las dos últimas temporadas han sido desquiciantes: en las dos ocasiones, el técnico que hizo la pretemporada se quedaba fuera a las primeras de cambio; Chuchi Cos se hacía cargo en la primera vuelta para ser cesado posteriormente; llegaba un técnico que apenas duraba un mes(J.C. Oliva en la 2005/06 y Fabri en la 2006/07) y acaba recurriendo a Mario Luna a finales de la temporada. En esta ocasión, aquel lío que se armó por las críticas mutuas entre Lluís Carreras y el mandatario ucraniano-norteamericano. Todo ello en un ambiente hostil con la afición gritando y deseando que el "martirio Piterman" acabe antes de que el presidente los hunda en la mediocridad definitiva. Desde las instituciones locales se apuesta por reducir los fondos al Alavés. En definitiva, un caos, del que no se libra el aspecto deportivo: un portero mediocre, una defensa que en casa es mejor que en los desplazamientos, un centro del campo donde Astudillo es el único que lidera al equipo(si se le anula se lograría buena parte del botín) mientras el resto de sus compañeros están a la altura de su posición en la tabla: discreción; para remate, la ausencia de Aloisi y Ogbeche puede facilitar el trabajo a la zaga herculana. Aunque su racha en casa es la que hace que estén en esa discreta posición, la realidad es que sólo ha ganado uno de los últimos cuatro encuentros en Vitoria... y ante el Vecindario. Aunque un empate no estaría mal, la victoria puede ayudar a uno de los dos equipos a pasar una semana algo más tranquila.

Para el Hércules, el encuentro de hoy es una ocasión pues, para terminar de desquiciar al rival vitoriano. La semana en Alicante ha sido opuesta: la victoria ante el Salamanca tranquilizó al entorno, luego las noticias relativas al Rico Pérez y la entrega de la documentación para que el 11 de abril sea recuperado anímicamente como propio(como he comentado durante esta semana, estará en el patrimonio de la sociedad máxima accionista del club), los planes estratégicos anunciados(otra cosa es que acabe siendo una cortina de humo) han creado ilusión en la afición. De esa manera, el Hércules afronta este encuentro con el interés de finiquitar cualquier miedo y dejar para el resto de la temporada otras cuestiones como el ansiado bueno juego(a falta de objetivos y con la tranquilidad de la salvación) o empezar a plantearse la evolución de la próxima temporada. Del equipo blanquiazul poco que decir cuando, por fin, todo apunta a que jugará el mismo once que la semana pasada; así, por ejemplo, aprovecha el interés de Kike Mateo por terminar de quedar bien pues su propia apatía de estos meses pasados le restaba credibilidad tanto en la renovación como en demostrar a su supuesto futuro equipo que era un jugador a tener en cuenta. Parece como si alguien, un técnico del club o su representante, le haya dejado bien claro que su trayectoria última le hace más susceptible de estar en un equipo de segunda mediocre que de primera. Hoy es un día en el que el empate o la victoria sería algo a lo que optar a poco que se pongan en el trabajo, la otra parte del trabajo la podrá hacer la afición alavesista, mosqueada con el presidente y deseando que acepte la oferta de Asensi y compañía.

Apunte El Elche parece haber perdido el efecto David Vidal cuando más parecía que la salvación estaba a tiro de piedra. Desde que el equipo franjiverde empató a 37 puntos con el Hércules ha perdido los tres encuentros consecutivos. La derrota en Lorca es mucho más grave de lo que parece: perder con el penúltimo, dos partidos sin marcar y el encuentro ante la Ponferradina en casa es vital pues, a la vuelta de la esquina, se topará con Salamanca y Málaga, fuera de casa.

Etiquetas:

Free counter and web stats